Hay algo fascinante en el hecho de poder besar a alguien que se encuentra a kilómetros de distancia, y ya hay varios dispositivos que ofrecen esta experiencia. Bueno, parece que tenemos otro nuevo dispositivo que añadir a la lista. Denominado Kissenger, tiene un aspecto similar a un Señor Cara de Papa sin ojos, lo que podría ser un poco tétrico para algunos. Viene con un par – uno para ti y uno para tu pareja, y funciona exactamente como lo imaginas.

Al besar los labios de uno de los Kissenger activará los sensores de presión y transmitirá tu beso en tiempo real a través de Internet al otro Kissenger. El dispositivo receptor reproducirá los patrones de presión del beso que creaste, permitiendo que tu pareja experimente tus besos a pesar de estar lejos de ella. En este momento se encuentra en fase de prototipo y no se comercializará hasta que se cubran todas las consideraciones técnicas y éticas. A mí no me parece falto de ética, aunque ser descubierto en una sesión de besos con un Kissenger sin duda sería algo embarazoso. Pueden ver una demostración en el video a continuación:

RELATED

Comentarios