¿Cómo sería un anuncio de McDonald´s estilo Apple?

mac

Imaginemos momentáneamente que los creativos responsables de las siempre eficaces y atractivas campañas publicitarias de los productos de la manzana mordida recibiesen el encargo de aplicar la estética, formato y espíritu de los mismos a otro producto bien distinto. El vídeo que te mostramos a continuación podría ser el resultado.

Los fondos en blanco, el ritmo pausado, la música de piano sencilla y sin estridencias que acompaña una voz serena o la descripción, contenida la emoción, de uno de los responsables de la existencia de lo que se nos quiere vender.

La historia que trata de pulsar esa cuerda emocional en nuestro interior explicando cómo, porqué y para qué se han tomado tantas personas la molestia de exprimir al máximo sus meninges para alcanzar la perfección.

O simplemente que alguien en una empresa de publicidad confunde McDonald´s y Macintosh y en lugar del anuncio del nuevo dispositivo electrónico iLoquesea da el visto bueno a una campaña con el mismo tono pero para promocionar patatas fritas, nuggets de pollo o, lógicamente, un Mac. En concreto el Mac original. Vamos, el Big Mac.

Ese ejercicio de estilo es el que puedes disfrutar en el vídeo que te mostramos en el que se nos cuenta que el propósito es “reinventar y crear algo extraordinario”. Se nos recuerda el uso de sofisticadas tecnologías y de selección de los más delicados materiales y complejos procedimientos para obtener el resultado final (“combinamos múltiples encarnaciones de aceites”), una sustancia denominada SmartGrease capaz de proporcionar alusuario información táctil y visual de dónde está la patata frita o donde ha llegado a estar alguna vez.

Pero eso no es todo. También está Nugget. Es el resultado del encuentro entre la maquinaria y la… carne. Se ha buscado de manera intencionada que la atención del usuario no se fije en lo que hay en el interior sino en lo que se muestra en el exterior. Se nos explica sin sobresaltos que “para evolucionar la forma en la que vemos y usamos el pollo ha habido que modificar el propio pollo“.

En la mejor tradición del tristemente desaparecido Steve Jobs, nos aguarda una sorpresa final. “Ah… y una cosa más… Mac“. Se ha refinado, refinado y… refinado ingredientes básicos con gran atención. La posición del sésamo sobre la parte superior no es casual: “está ahí porque nosotros lo hemos puesto ahí” se nos explica mientras unas pinzas lo colocan delicadamente, uno a uno.

 

Tags :