El primer cohete reutilizable regresa al hangar para preparar su segundo viaje al espacio

falcon 9

Tras su exitoso vuelo de prueba en el que despegó, ascendió hasta el espacio y regresó a tierra posándose de forma controlada, la primera fase del cohete Falcon 9 de SpaceX ya se encuentra en su hangar para ser objeto de las revisiones oportunas que permitan volver a lanzarlo (y volver a recuperarlo) de manera que cristalice este revolucionario proyecto de cohetes reutilizables.

El viaje de ida y vuelta del cohete Falcon 9 afronta ahora el proceso de cuidadosa revisión que permitirá ponerlo a punto para que vuelva a repetir la misión  espacial. Y por segunda vez romperá con la tónica que hasta ahora era habitual: que la primera fase de los cohetes termine desechada y termine cayendo al fondo del mar.

Una inspección superficial inicial parece no determinar daños apreciables en la estructura del cohete pero como el propio Elon Musk ha explicado, probablemente esta primera unidad que ha completado con éxito el viaje de ida al espacio y regreso controlado no sea lanzada de nuevo y en su lugar permanezca en las instalaciones de SpaceX por diversos motivos.

Uno de ellos podría ser el eminentemente publicitario y ornamental, pero más allá de cumplir esa función parece reportar una mayor utilidad si una vez revisada a fondo permanece como unidad de control o para efectuar comprobaciones ulteriores mientras que se destinan otras unidades a las siguientes pruebas, antes de iniciar las misiones espaciales para las que SpaceX ha obtenido su sustancioso contrato con la NASA.

 

Tags :