Marruecos tendrá en 2050 una planta solar capaz de generar energía para 1,1 millones de personas

noor

Tardará aún unas décadas en estar finalizada pero Marruecos quiere tener en 2050 la planta de generación de energía solar más grande del mundo, capaz entre otras cosas de evitar cada año la emisión a la atmósfera de 760.000 toneladas de carbono.

Con un coste de 9.000 millones de dólares, la Planta Noor de Concentración de Energía Solar podrás ser incluso capaz de exportar energía a Europa. Además Marruecos pretende que en 2020 el 42 % de la energía que consume provenga de fuentes renovables.

Financiada con fondos provenientes del Banco Mundial, su emplazamiento en Souss Massa Draa, a 10 kms de la localidad de Ouarzazate, a unos 200 kms de Marraquech y en pleno desierto, aseguran la plena insolación durante el mayor número posible de horas al día.

Desde el Banco Mundial se alaban las posibilidades de estas instalaciones para crear una fuente limpia, sostenible e inagotable de energía que permita unos ingresos a esta zona del Magreb que permitan a su vez la creación de nuevas industrias.

La planta Noor cuenta con dos fases, una que acaba de comenzar su funcionamiento y ya está generando energía eléctrica, mientras que una segunda fase quedará completada en 2017 y una tercera en 2018. Así se espera aumentar la capacidad marroquí de producción de energía solar desde los 22 megawatios de 2013 hasta los 522 planeados para 2018.

Una de las peculiaridades de estas plantas de concentración solar es el uso de sal molida que permite almacenar el calor reflejado de manera que incluso cuando el sol ya se ha ocultado por el horizonte y no incide en los reflectores que concentran su luz se sigue generando energía eléctrica durante algunas horas.

Tags :