Descargar una película en 7 milisegundos: Google quiere que su fibra sea 1.000 veces más veloz que las conexiones actuales

Google Fiber

Google Fiber promete velocidades casi inimaginables hoy. Y probablemente te estarás preguntando quién quiere descargarse una película en tan escaso tiempo (no tenemos tanta prisa, ¿verdad?) pero ese ejemplo puede servir para hacernos a la idea de que en apenas unos segundos (o incluso si hay que esperar un minuto) podríamos descargarnos una película 3D en resolución 8K con 22 canales de audio y además en formato envolvente VR. Ahora ya empieza a tener más sentido tanta capacidad de descarga de datos, ¿verdad?

Velocidades 1.000 veces mayores que las actuales es el logro que Google Fiber quiere conseguir, algo de lo que nos hemos enterado al conocer la oferta de trabajo que han hecho desde Mountain View (sede de Alphabet, la matriz de Google) donde necesitan un profesional especializado en ingeniería fotónica para “permitir conexiones escalables en red capaces de asumir el reto de la innovación tecnológica en Internet que aumenten la capacidad del ancho de banda con un coste asumible”.

De momento Google Fiber ofrece servicio de acceso a Internet con velocidades de hasta 1 Gb/s, que ya es casi 100 veces más velocidad que las conexiones fijas más habituales, de entorno a 1 Mp/s. Ahora se trata de llegar a 1 Tb/s. Una velocidad tan asombrosa que permitiría pasar de descargar una película en calidad HD en 7 segundos a hacerlo en tan solo 7 milisegundos.

Por ahora Google Fiber está disponible en unas pocas ciudades estadounidenses con velocidades que oscilan entre 1 y 10 Gbs pero la gran ventaja de la red que están preparando es que está perfectamente preparada para soportar las mejoras que pueden llegar en el futuro. De hecho en una reciente investigación en Londres se ha logrado alcanzar sobre fibra óptica la velocidad de 1,4 Tbps.

También hay que recordar que estas velocidades tan elevadas, en principio, no las tendremos disponibles en los domicilios particulares o en las oficinas sino que se trata de las que alcanzarían los grandes centros de datos al comunicarse entre ellos llevando simultáneamente un número ingente de la información que solicitamos los internautas o que intercambian las empresas entre sí.

Se refuerza así uno de los principios que en Google llevan tiempo predicando: el salto cualitativo en magnitudes de 10. Es decir, que si se va a mejorar algo se hace multiplicando por 10 el factor de mejora, aunque en este caso parecen haber incrementado sustancialmente esta relación, lo que permite, como hemos explicado, pasar de velocidades de 1 Gbps a velocidades de 1Tbps.

 

 

 

 

 

Tags :