¿Por qué los gatos siempre caen de pie? Gracias a la cámara lenta descubrimos el secreto

caracal

Una espina dorsal capaz de girar en dos direcciones diferentes. En resumen ese es el secreto de los felinos para poder voltear su cuerpo, sin importar la posición de partida o la distancia al suelo, a fin de caer sobre sus cuatro patas. Pero el vídeo que te mostramos a continuación te permitirá comprenderlo mucho mejor.

El caracal es un felino emparentado con el lince y el serval que habita en África y Asia, de hasta un metro de longitud (incluyendo la cola) y capaz de efectuar prodigiosos saltos de hasta 3 metros.

En un reciente documental sobre la vida de este animal la BBC ha podido recoger en un vídeo de cámara lenta la portentosa habilidad del caracal para girar sobre sí mismo en medio del aire. Así se puede apreciar una de las características que tradicionalmente más ha llamado la atención sobre los felinos, al ser capaces de caer de pie sin importar la posición que tuvieran al iniciar la caída.

El secreto radica en su columna vertebral, dotada de una inusual flexibilidad que permite una rotación en dos direcciones diferentes al mismo tiempo. Esto facilita las torsiones necesarias para que, impulsado por la cola y las patas, el felino pueda colocar su cuerpo de la mejor manera y en el menor tiempo posible para caer con las cuatro patas al mismo tiempo.

Los practicantes de monopatín reconocerán además una técnica que también se emplea en este y otros deportes similares. Al lanzar las piernas para que giren se consigue aumentar la velocidad de giro de forma que la columna vertebral queda correctamente alineada en la dirección adecuada. En el caso del gato para caer con las cuatro patas, en el caso de un skater para continuar el recorrido sobre el monopatín.

Tags :

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Publicidad