iBubble, el dron con cámara que te sigue bajo el agua

ibubble

Ya hay algunos modelos de drones dotados de cámara con un sistema de guiado autónomo que permite que vayan siguiendo en todo momento a su propietario capturando en vídeo sus evoluciones deportivas o un simple paseo. Ahora los amantes de las actividades subacuáticas que quieran inmortalizar sus evoluciones bajo al agua podrán despreocuparse de manejar la cámara gracias a este dispositivo.

Un dron submarino capaz de seguirte en todo momento mientas te graba. Es lo que propone iBubble, con un tamaño, bien es cierto, bastante superior al habitual en los drones voladores pero que gracias a una tecnología propietaria de ecolocación y reconocimiento de objetos es capaz de seguirte mientras buceas al tiempo que con su cámara integrada va grabando tu actividad bajo el mar.

Todavía es una versión en fase de prototipo pero cuando llegue la versión definitiva incorporará una cúpula con óptica libre de distorsión capaz de acoger una cámara de acción de tipo GoPro Hero. Cámara que contará con su propio sistema de estabilización de imagen así como dos lámparas de 1.000 lúmenes capaces de iluminar las profundidades abisales donde estés buceando.

Gracias a un mando sujeto a la muñeca del buceador se puede gestionar el movimiento de iBubble, que puede girar alrededor tanto en vertical como en horizontal de forma continua y siempre con el objetivo de la cámara centrado en el buceador, pudiendo situarse a una distancia máxima de 25 metros, pudiendo sumergirse hasta los 60 metros de profundidad.

Dotado de un sistema de sonar puede esquivar obstáculos y gracias a su sistema de reconocimiento de objetos puede mantenerse centrado en un objeto determinado (o un pez) mientras lo sigue o se mantiene en posición fija a pesar de la posible marea (siempre que esta no sea demasiado intensa).

Desde el mando a distancia puede activarse el modo de manejo manual por si queremos enfocar algo concreto por nosotros mismos, retornando al acabar a su programa previo de seguimiento. Su batería dura una hora y cuando está próxima a quedar descargada iBubble s desplaza hacia el usuario. Si se agota del todo sale automáticamente hacia la superficie, donde se queda flotando.

También puede manejarse completamente a distancia, desde fuera del agua, gracias a un cable opcional de 100 metros de longitud conectado a un mando de control con una pantalla donde contemplar la imagen que capta.

iBubble está solicitando apoyo de los micromecenas para convertirse en un producto comercial a través de la conocida plataforma de crowfunding Indiegogo. Los primeros interesados podrán adquirirlo a cambio de $1.299 mientras que cuando comience su vida comercial tendrá un precio de $2.200.

 

Tags :