OPPO F1 Plus, la versión mejorada del ‘selfie expert’ de OPPO [Review]

OPPOF1PLUS-1

Tras el éxito del OPPO F1, el fabricante chino ha decidido lanzar un nuevo terminal, el OPPO F1 Plus, que mejora sustancialmente muchos aspectos y cuenta con una de las mejores cámaras frontales del sector, así como una relación calidad/precio muy interesante.

El OPPO F1 Plus es el nuevo smartphone de la familia F de OPPO, un terminal que aunque estaría englobado en la gama media-alta, en muchas de sus funciones no tiene nada que envidiarle a otros dispositivos con un coste muy superior e incluso los supera. Como en otras ocasiones, los vídeos del unboxing y review del smartphone están a continuación, y los completamos con su análisis detallado y fotos.

Unboxing

Review

Con un diseño prácticamente idéntico al del terminal anterior, el OPPO F1 Plus repite con un frontal blanco y una carcasa metálica en su parte trasera, aunque en esta ocasión disponible en dos colores, cava y oro rosa. Volvemos a encontrarnos con un cristal protector 2,5D Corning Gorilla Glass 4 con los bordes curvos, pero en esta ocasión la pantalla es AMOLED de 5,5″ y resolución Full HD 1080p, una mejora importante y que en su momento echábamos en falta en el anterior, que además viene ya con el protector puesto de fábrica.

El diseño y superficie buscan también que el smartphone sea más cómodo y fácil de sujetar, a lo que han llamado ‘Comfort Grip’, tras probar numerosos tamaños de partículas a la hora del pulido de la superficie. Los bordes de la pantalla son mínimos, de 1,6mm, lo que permite reducir el tamaño del terminal y que mida como uno con una pantalla de 5,2″. En concreto sus dimensiones son 151,8×74,3mm destacando que en este caso han conseguido reducir ampliamente el espesor del smartphone, algo en lo que OPPO ha destacado siempre al sacar al mercado los smartphones más finos del momento. La compañía ha conseguido que el OPPO F1 Plus tenga un espesor de sólo 6,6mm, y que a pesar de su tamaño y batería de 2.850mAh, sólo pese 145g.

La disposición de la cámara frontal y los sensores de luz y proximidad está cambiada respecto al F1, situándolos a los lados del altavoz de conversación y acompañados de un LED de notificación. En la parte inferior del frontal, junto con dos botones capacitivos, el central ahora es un botón físico, ya que lleva integrado un lector de huellas dactilares. Este sensor es uno de los más rápidos y precisos del mercado, y es capaz de reconocer una huella en tan sólo 0,2s, algo que lo hace casi instantáneo para el usuario.

Los bordes laterales del OPPO F1 Plus siguen con la misma disposición de botones, los de volumen a la izquierda y el encendido a la derecha, aunque en este caso algo más grandes que en el F1, y repite de nuevo la ranura SIM dual justo encima del botón de encendido. En este caso ambas ranuras son nanoSIM con soporte LTE, y en el caso de que queramos usar una tarjeta microSD de hasta 128GB, tendremos que colocarla en la ranura para la segunda SIM.

El borde superior cuenta únicamente con un micrófono, para mejorar la reducción de ruido y captar el sonido ambiental, y en el inferior nos encontramos el mayor cambio, ya que junto con el puerto microUSB 2.0 y el micrófono de conversación, tenemos también el puerto de audio de 3,5mm y el altavoz, de bastante potencia. Gracias a este cambio de posición del altavoz principal, la parte posterior del OPPO F1 Plus queda más limpia, dejando en ese lado únicamente el logo de OPPO, la cámara trasera y el flash, además el sonido ya no se bloquea al dejar el terminal encima de la mesa, pero en el caso de cogerlo en posición horizontal con dos manos es muy fácil bloquearlo con una de ellas.

En el interior del OPPO F1 Plus nos encontramos con un SoC MediaTek MT6755 Helio P10, con una CPU de ocho núcleos Cortex-A53 hasta 2GHz, y una GPU Mali-T680Mp2 a 700MHz. La RAM del smartphone es de 4GB y la memoria de 64GB, que junto con la ranura microSD le dan al smartphone una gran capacidad. Para hacernos una idea de su potencia, además de la demostración del vídeo de arriba, tenemos también los resultados de los benchmarks:

  • AnTuTu – 51.504 (3D: 7.218 UX: 21.978 CPU: 17.155 RAM: 5.153)
  • Vellamo – Multicore: 2.054 Metal: 1.352 Chrome: 3.140
  • Geekbench3 – Single-Core: 875 Multi-Core: 3.300
  • 3D Mark – Sling Shot ES 3.1: 335 ES 3.0: 488 Ice Storm: MAX Unlimited: 11.000 Extreme: 6.896
  • PC Mark – 4.094
  • Quadrant – 24.054

En su momento echamos en falta la tecnología VOOC de recarga ultrarrápida en el OPPO F1, pero en esta ocasión sí que contamos con ella, lo que permite que su batería de 2.850mAh pueda recargarse un 75% en tan sólo 30 minutos, una ventaja considerable respecto a una carga normal, pero que necesitará del cable y cargador especiales proporcionados por OPPO, capaces de ofrecer 5V y 4A para la carga, aunque también es compatible con cualquier cargador microUSB, siendo la recarga en dicho caso más lenta.

Tenemos como siempre los principales sensores, incluyendo IMU con acelerómetros y giróscopos, brújula digital, soporte A-GPS, Bluetooth 4.0 y Wi-Fi 802.11 a/b/g/n, aunque se ha eliminado la radio y de nuevo el lector NFC vuelve a estar ausente, por lo que aunque dispone de lector de huellas, el OPPO F1 Plus sigue sin ser compatible con varios métodos de pago electrónicos y aplicaciones que hacen uso de la tecnología NFC.

La incorporación de un lector de huellas añade sencillez y rapidez en su uso a la hora de incorporar seguridad, ya que podemos usarlo no sólo para desbloquear el terminal, sino también para cifrar aplicaciones y archivos individualmente, así como usarlo en aplicaciones compatibles con seguridad biométrica.

En el apartado de cámaras, el OPPO F1 Plus repite cámara trasera, de 13MP y apertura F2,2, en la que seguimos viendo su sistema Phase Detection Auto Focus (PDAF), que enfoca en tan sólo 0,1 segundos, y su software para ofrecer multitud de funciones y modos extra. En este caso el interfaz se ha simplificado para ofrecer más funciones directamente accesibles en la pantalla, y seguimos contando con el modo Ultra HD, que permite crear fotos de hasta 50MP combinando varias fotos de forma automática, y el modo Experto, para disponer de control manual y fotos RAW.

La cámara frontal sí supone un cambio radical, y es que si el OPPO F1 ya contaba con una gran cámara frontal, el OPPO F1 Plus supera con creces lo que ofrecía la anterior. Con 16MP y apertura F/2,0, sensor ISOCELL y la tecnología Hi-Light de OPPO, la empresa asegura que se aumenta por 4 la sensibilidad de la cámara, se duplica el rango dinámico y se reduce 4 veces el ruido en las fotos. El resultado es una de las mejores cámaras para selfies del mercado, puede que incluso la mejor, y añade además funciones muy interesantes, como su nuevo Beautify 4.0, con 8 niveles de embellecimiento y cambio de tono de la piel, selfies panorámicos y detección de gestos. Tenéis aquí el efecto de Beautify 4.0 de menos a más hacia la derecha, y un ejemplo de selfie panorámico.

La falta de luz es quizás lo único que puede afectar a la calidad de las fotos y vídeos tomados con el OPPO F1, afectado más a los resultados de la trasera que de la frontal. Los vídeos están además limitados a un máximo de calidad 1080p y 30fps.

Con Color OS 3.0, basado en Android Lollipop 5.1, OPPO nos ofrece un interfaz modificado respecto a Android original, con gran fluidez y sencillez, aunque con algunas faltas como el listado completo de aplicaciones. El interfaz y el uso de gestos ha cambiado un poco en este sistema operativo de OPPO respecto al anterior, eliminando algunos gestos, limpiando el interfaz y adecuándose al hecho de que el botón capacitivo izquierdo ya no es de menú, sino para multitarea. Quitando estos cambios, básicamente es el mismo, y en el podemos encontrar funciones muy útiles, como el centro de seguridad y limpieza, multitud de gestos, tanto con la pantalla encendida como apagada, y la protección ocular, que filtra el color azul para reducir el cansancio.

Todas estas funciones extra pueden resultar algo confusas al principio, ya que veremos varias notificaciones sobre el estado del smartphone cuando lo estemos usando, y en algunos casos el interfaz no funciona igual que en Android original. En cualquier caso, puede instalarse también otro launcher con el que estemos más acostumbrados, y muchas funciones como los gestos seguirán funcionando igual, pero el de serie merece la pena probarlo, ya que en poco tiempo nos acostumbraremos.

OPPOF1Plus-10

Como con el OPPO F1, el nuevo OPPO F1 Plus puede comprarse en España y gran parte de Europa a través de OPPO. Su precio oficial es de 389 euros, y en la caja incluye unos auriculares, cable USB-microUSB y cargador, especiales para la carga ultrarrápida VOOC, manuales, funda protectora y herramienta para la ranura SIM dual.

Lo Bueno

  • Diseño impecable, con espesor y bordes mínimos, además de muy fácil de sujetar.
  • Cuenta con ranura SIM dual, siendo una de ellas compatible con microSD.
  • Una de las mejores cámaras frontales del mercado.
  • Aplicación de cámara muy completa, con control manual para la trasera y opciones extra para selfies en la frontal.
  • Sistema operativo ColorOS 3.0, con asistentes, funciones extra y un diseño limpio.

Lo Malo

  • No dispone de lector NFC.
  • La batería no es desmontable.
  • El botón de menú capacitivo se ha cambiado por el de multitarea.

Veredicto

El OPPO F1 Plus es una gran mejora respecto al OPPO F1, algo que repercute directamente en su precio, más elevado, pero que cumple con creces con las funciones y capacidades que los usuarios echaban en falta en el primer terminal de la familia F del fabricante. Una mejor pantalla, en este caso AMOLED, Full HD y de 5,5″, junto con un mejor SoC, una gran capacidad de memoria y de RAM, además de un diseño más ligero y fino, hacen de este smartphone un serio rival frente a otras opciones mucho más caras.

Pero no sólo ha mejorado en eso, este smartphone cuenta con recarga ultrarrápida VOOC, algo realmente útil y que hará que quedarse sin batería sea algo complicado, ya que en sólo media hora tendremos un 75% de carga y sin apenas calentar el dispositivo. Uno de los mejores sistemas del mercado en ese aspecto.

De nuevo OPPO ha apostado muy fuerte por las cámaras, siendo ambas bastante buenas, aunque en la frontal vemos una mejora sustancial, no sólo en su resolución de 16MP y apertura f/2,0, sino con un sensor ISOCELL y la tecnología Hi-Light de OPPO, haciéndola probablemente la mejor cámara frontal del mercado. Quizás la falta de luz sigue siendo el peor enemigo de las cámaras de OPPO, pero la funcionalidad extra y el interés en mejorar la experiencia a la hora de hacer selfies, unido a las múltiples bondades de este smartphone lo convierten en una alternativa muy a tener en cuenta.

Tags :