EEUU trabaja en un proyecto que utiliza insectos para detectar bombas y otros explosivos

bombas

El ejército de los Estados Unidos ha invertido 750.000 dólares en un proyecto  bastante singular, alterar insectos para que puedan ser capaces de detectar bombas y otros explosivos de forma remota.

Y es que la Universidad de Washington en Sant Louis, estado de Missouri, ha recibido financiación del ejército para desarrollar durante tres años una tecnología basada en el sentido del olfato de las langostas, que permitiría detectar explosivos y otros componentes químicos en áreas de peligro para los soldados, como podría ser un campo de minas o territorio enemigo. La idea es que estas langostas “se infiltren”, detecten los peligros y comuniquen a los soldados la información.

Los responsables de esta investigación aseguran que la cirugía necesaria para modificar estos insectos y ofrecer un sistema de transmisión es relativamente simple, y la recuperación es muy rápida. En palabras de Baranidharan Raman, ingeniero bioquímico, las langostas “se comportan como si nada hubiera ocurrido” un día después de la operación.

Así que la principal misión de estas langostas sería por ejemplo volar a localizaciones de difícil acceso, detectar explosivos mediante su sentido del olfato, que sería básicamente la capacidad de discernir componentes químicos en el aire, y por último alertar al personal militar. Para ello se implantaría un electrodo en el cerebro de la langosta lo que permitiría transmitir la información.

Tags :

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Publicidad