El estado de Nueva York impedirá que los condenados por abusos sexuales jueguen a Pokémon GO

pkmn g

Además de ser un éxito meteórico y casi la única forma de que millones de jugadores prefieran salir a las calles a pasear en lugar de quedarse encerrados en casa, el popular Pokémon GO podría servir para que algunos malvados tengan en sus manos una herramienta para localizar lugares que concitan el interés de menores de edad y del resto de jugadores que podrían encontrarse en una situación de riesgo potencial de abuso sexual.

Pensando en esta cuestión el gobernador del estado de Nueva York, Andrew Como, ha instado al departamento estatal de prisiones ha introducir una modificación legislativa que consiste en catalogar como infracción de la libertad provisional el que los condenados por delitos sexuales descarguen, instalen o jueguen a Pokémon GO.

Se pretende así si no impedir al menos penalizar el que este tipo de criminales puedan disponer de una especie de GPS para potenciales víctimas de sus ataques sexuales al poder tener acceso a través de dicho juego a la información relacionada con la ubicación de los pokémons o de sus poképaradas y/o centros de entrenamiento, de forma que puedan emplear dicha información para planificar asaltos a los jugadores en función de la ubicación remota o aislada o a horas en las que exista escasa presencia de otros transeúntes.

Cuomo ha dirigido una carta a Nantic, estudio desarrollador de Pokémon GO, para solicitar su cooperación en esta iniciativa.

La decisión del gobernador del estado de Nueva York se basa en un estudio publicado la semana pasada en el que se localizó 57 pokémons y 59 poképaradas y gimnasios a menos de media manzana de distancia de los domicilios de un centenar de delincuentes sexuales registrados en la base de datos estatal. Por el momento no se ha registrado ningún caso de ataque sexual relacionado con las ubicaciones de ítems de Pokémon GO pero sí hay un historial nada desdeñable de otro tipo de delitos, habitualmente hurtos y robos.

La denominada Ley para la Seguridad Electrónica y la Detección Online de Acosadores Sexuales de Nueva York requerirá que los delincuentes registrados por este tipo de delitos (unos 3.000 únicamente en el estado de Nueve York) informen al Departamento Estatal de Prisiones de todas sus direcciones de correo electrónico, nombres de usuario y cualquier otro tipo de identificaciones que empleen en Internet, información que se pondrá en común con Niantic para impedir que puedan descargar, instalar y ejecutar Pokémon GO.

Cuomo sugiere que en el futuro esta estrategia podría aplicarse a otros videojuegos o plataformas que hagan uso de la realidad aumentada y la geolocalización.

Tags :