Entre un 5 % y un 11 % de trabajadores británicos emplea el 75 % de su jornada laboral usando las redes sociales

office

Reconozcámoslo: nos pagan por pasar un rato en las redes sociales. En unos casos será apenas unos minutos al cabo del día y habrá quien incluso dedique horas del tiempo por el que su jefe le paga a consultar Facebook, Twitter, Instagram... y no hablamos de plataformas de mensajería instantánea (WhatsApp, Snapchat, Facebook Messenger...) porque ahí la productividad sí que podría verse seriamente afectada.

Un reciente estudio efectuado en Reino Unido arroja el asombroso dato de que hasta un 5 % en el caso de los hombres y un 11 % en el caso de las mujeres emplean hasta tres cuartas partes de su jornada laboral consultando redes sociales.

El porcentaje resulta significativo (especialmente en el sector laboral femenino) pero es harto llamativa la proporción de su jornada de trabajo (un 75 %) que dedican básicamente a hacer algo por lo que no se les paga: usar las redes sociales. El hábito está extendido pero en algunos casos parece que más que de un hábito estamos hablando de una auténtica adicción que, además, supone un fraude y puede llegar a ser causa de despido.

El dato del estudio supone que 1 de cada veinte trabajadores y una de cada dies trabajadoras en realidad sólo trabajan efectivamente dos de las ocho horas diarias por las que se les paga un sueldo. Cruzar ese dato con el de la productividad puede resultar espeluznante.

Esto serían casos extremos de porcentajes relativamente contenidos de empleados pero el mismo estudio arroja el dato de que un 54 % de empleados británicos reconocen publicar contenidos en Facebook durante su jornada laboral y además hasta un 29 % reconoce enviar mensajes de Snapchat en esas mismas horas.

Las cifras contrastan con el 5 % que reconocen haber sido reprendidos en su trabajo por haber empleado su tiempo en acceder a las redes sociales lo que puede tener dos explicaciones: en sus trabajos se tolera esa práctica o son lo suficientemente hábiles como para no ser descubiertos.

Siempre circunscrita la información al Reino Unido, un 84 % de los mayores de edad participa en alguna red social, un 65 % accede a ellas diariamente y en cuanto a las más populares encabeza la clasificación YouTube (85 %  de alcance) seguida de Facebook (78 %). Por uso diario de plataformas, no obstante, es Facebook (59 %) quien triunfa, seguida de WhatsApp (28 %) y YouTube (27 %).

Tags :

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Publicidad