Intel muestra en su X Showroom las novedades para la campaña navideña

intel

Como años anteriores, Intel ha querido mostrar a la prensa y sus clientes en su X Showroom, sus últimas novedades destinadas a la campaña de navidad de este año 2016, cada día más cerca.

De la mano de Álvaro García, director de comunicación de Intel Iberia, y con la participación de Norberto Mateos, director de Intel para el Sur de Europa y Simón Viñals, director de tecnología de Intel Iberia, pudimos ver en detalle las propuestas de Intel para multitud de sectores, lo que muestra el interés de la compañía en diversificarse ante la delicada situación del PC.

Tal como ya ha mostró en el IDF de 2016, Intel tiene listas importantes novedades, tanto en el sector de los procesadores para PC, donde desveló su séptima generación de procesadores Intel Core, como en realidad virtual con su diseño de referencia para visores, Project Alloy, y por supuesto IoT, con apuestas de plataformas para desarrolladores, inteligencia artificial y conexión 5G.

Aunque en este décimo Showroom de Intel no hubo presentación de novedades, más allá de enseñar varios de los equipos que llegarán para las navidades usando sus nuevos procesadores de 7ª generación, que los asistentes pudieron probar directamente, la compañía aprovechó la ocasión para dar un repaso a lo mostrado en el IDF y aclarar sus planes en varios sectores cada vez más relevantes.

Norberto Mateos expuso la importancia de la nube para Intel y como la compañía se está preparando para la gran explosión de datos que se nos avecina en 2020. Según las estimaciones de la empresa, en ese año cada persona generará 1,5GB de datos al día, cada coche autónomo unos 4.000GB diarios, mientras que una fábrica inteligente podrá llegar al millón de GB diario.

Para poder ajustarse a esa realidad ingente de datos, Intel quiere apostar por la tecnología y soluciones para data centers, así como el establecimiento del estándar 5G, proporcionando dispositivos que puedan aportar y gestionar todos esos datos en el sector del IoT, el Big Data y la Inteligencia Artificial.

Álvaro García detalló la labor de Intel en el desarrollo de dispositivos para tres sectores en pleno auge: la realidad virtual, la visión artificial y sus nuevas plataformas para makers. En el IDF Intel desveló su nuevo visor Project Alloy, que integra sus sensores RealSense para tratar de ofrecer una realidad virtual más interactiva y que sea más consciente de su entorno real, lo que han llamado realidad fusionada.

Indispensable para esta realidad fusionada es su apuesta por la tecnología RealSense, que ahora cuenta con múltiples modelos, como Euclid y 400, que permiten su aplicación e integración con más dispositivos. Destacó también su apuesta por otro sector en auge, el de los drones, por un lado con su plataforma Intel Aero, que dispone de un procesador Atom, y múltiples opciones para añadir funciones extra, como sus kits Aero Vision con tecnología RealSense y Enclosure. Por otro lado, el dron Yuntek Typhoon H, combina estas tecnología para ofrecer uno de los más avanzados del mercado.

Los sistemas de Intel también tienen presencia en el sector de los coches autónomos, donde su colaboración con varias empresas llevará a que dentro de poco sea viable coches que podrán conducir solos, sin que el conductor tenga que estar pendiente, y que en unos años permitirá coches en los que ya no será necesario conductor.

Junto con sus ya conocidos Edison, Galileo y Genuino 101, Intel también apuesta por ofrecer a los makers una plataforma mucho más avanzada y potente, su nuevo Intel Joule, disponible a partir de este mes en dos versiones: 550x con un procesador Atom T5500, 3GB de RAM y 8GB de memoria, y 570X con un Atom T5700, 4GB de RAM y 16GB de memoria, con un formato y consumo minúsculo, pero con la potencia suficiente como para desarrollos complejos en robótica, IoT, realidad virtual y visión artificial.

Por último Simón Viñals dio un repaso a las novedades de la 7ª generación Intel Core, explicando que a partir de enero estarán disponibles con gráficos Iris y demostrando la importante mejora que suponen respecto a la primera generación, mejorando no sólo su rendimiento sino también su eficiencia, 10 veces mejor.

Con la 7ª generación se ha hecho un especial hincapié en el soporte 4K, tanto HEVC como VP9, con una reproducción más fluida y menor consumo de batería. Durante la presentación hizo varias demostraciones con vídeo 4K y benchmarks de potencia gráfica respecto a la anterior generación, en las que la diferencia era más que notable.

Intel tiene grandes planes y quiere dejar claro que, aunque el sector del PC no está viviendo su mejor momento, están interesados en muchos otros sectores y planean diversificar su negocio para adaptarse a la nueva realidad y no quedarse atrás, manteniendo su posición relevante en el mercado aunque el PC esté de capa caída.

Tags :

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Publicidad