Continúa el desarrollo del Apple Car desde Canadá

apple-car

Aunque recientemente se ha conocido que Apple enviaba a ocuparse de otros menesteres a decenas de ingenieros que estaban trabajando en el desarrollo de un automóvil eléctrico/autónomo (Project Titan) se acaba de saber que continúa la actividad en ese campo en unas instalaciones ubicadas en Ottawa (Canadá).

Según informa Bloomberg en Ottawa existen unas oficinas de Apple donde trabajan en el desarrollo de la tecnología asociada a la conducción autónoma. Sus integrantes serían, entre otros, dos docenas de ingenieros que procederían de BlackBerry (empresa canadiense, por cierto). Cabe recordar también que a comienzos de año Apple contrató a Dan Dodge, antiguo consejero delegado de QNX, la división de BlackBerry dedicada al software para automoción.

La labor de este grupo sería trabajar en el núcleo de software sobre el que se elaboraría la plataforma de automoción de Apple. Así el software procedente de su trabajo funcionaría en la superficie del sistema operativo, cuyo núcleo estaría en manos de otro equipo diferente.

El equipo encargado de la conducción automatizada estaría empleando realidad virtual para comprobar el funcionamiento del software responsable de la conducción. Se trataría de un sistema de realidad virtual que permitiría probar cómo funciona el software desarrollado por Apple sin necesidad (todavía) de llevar a cabo pruebas en carreteras abiertas al público.

Como elemento interesante de lo que está suponiendo la labor de Apple en este campo se sabe que habrían desarrollado un parabrisas inteligente capaz de mostrar información variada, desde mapas actualizados instantáneamente mediante GPS hasta información proporcionada desde diversas apps, y todo ello controlado a través de Siri, el asistente vocal inteligente de Apple.

La cuestión es que probablemente Project Titan no sea únicamente el proyecto de que Apple fabrique su propio automóvil eléctrico o de conducción autónoma sino que independientemente o en paralelo a ese hipotético proyecto en lo que sí parece claro que están trabajando empleados de Cupertino (y como vemos, en las localizaciones más dispares) es en todo aquello que rodea la conducción autónoma y/o asistida.

Otro detalle que se ha conocido es que el ejecutivo al cargo de toda esta división, Bob Mansfield, que salió de su retiro para encargarse de liderar este proyecto, ha establecido finales de 2017 como fecha límite para tomar una decisión en torno a la dirección general que se adopta al respecto, pero parece que lo más avanzado es todo lo relativo al software que acompañará al coche del futuro más que a un “hardware propio”, por lo que más que un Apple Car físico cabría hablar de un Apple Car OS.

 

 

Tags :

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Publicidad